Si sueñas con disfrutar del sol, mar y arena se acerca la oportunidad de vivirlo en Semana Santa. Muchos son los factores a tomar en cuenta antes de salir de vacaciones y hoy queremos compartir contigo una guía que te podrá servir para poner todo en su lugar y poder así disfrutar del merecido descanso.

Después de elegir el destino, ahora es el momento de hacer las maletas por lo que tendrás que echarte un “clavado” al closet -lo ideal es que sea con anticipación- para que hagas las compras necesarias, que van desde revisar tus trajes de baño, sandalias, toallas y hasta un bolso en el que puedas llevar todo lo necesario, incluyendo agua natural, bronceador, algunos snacks, tus lentes y teléfono, logrando así las mejores selfies (jajaja). Considera algunos cambios de ropa para salir en noche, complementando tu outfit con unas lindas zapatillas y un vestido que te haga lucir en este bello escenario.

No dejes tu apariencia en segundo plano, un buen corte, manicure y pedicure son obligados para esta aventura. Lo que tal vez no es muy recomendable es que de última hora decidas pintarte el pelo, mejor déjalo para el regreso porque el sol puede causar algunos estragos en tu cabellera o dañarlo, consulta siempre a un profesional. Para pies y manos hay tendencias que debes conocer, siempre con un estilo muy femenino, no temas combinar colores llamativos. Te aconsejamos tonos como el rosa, rojo y naranjas, que destacan particularmente en esta temporada dando un toque de alegría.

Si lo tuyo en la playa es hacer deporte, lleva todo lo necesario, empaca los artículos que complementarán esos días soleados haciendo diversas actividades. Te aconsejamos llevar un balón de voleibol o, futbol, goggles si te gusta nadar, tabla, tenis, raquetas y mochila, el equipo completo para el deporte y la diversión.

Un escenario perfecto de playa no puede imaginarse sin música, incluso desde el trayecto, si viajarás por carretera, elige la música ideal para acompañarte en esta travesía o adquiere la serie que tanto has deseado ver o la película que no tuviste oportunidad de ver en el cine porque estos días serán perfectos para disfrutarla con tus amigos y familia.

Aunque amemos a nuestras mascotas, muchas veces es imposible llevarlas con nosotros y no deja de ser un tema preocupante. Si no hay un familiar que le dé ese cuidado, hay en la ciudad lugares destinados a que reciban el mejor trato en tu ausencia porque las mascotas no deben sacrificarse en tus momentos de diversión.

Y ahora sí, ¡relájate frente al mar!

TEXTO: ARACELY AGUILERA